Zootecnia Tropical > Sumario de la Colección > Volumen 15

Zootecnia Tropical, 15(1):51-65. 1997 

VALOR NUTRITIVO DE LA BORA Eichhornia crassipes (Mart.) Solms
EN RELACIÓN A SU UTILIZACIÓN COMO FORRAJE

Julio C. Rodríguez R.


Universidad de Oriente, Instituto Limnológico,
Laboratorio de Recursos Acuáticos II. Caicara del Orinoco, Edo. Bolívar.



INTRODUCCIÓN

La Bora, Eichhornia crassipes (Mart.) Solms, es una planta flotante libre de aguas continentales lenticas, cuya acelerada tasa de crecimiento vegetativo produce una extensa cobertura que ocasiona problemas ambientales negativos. En aguas naturales, presenta una productividad de 31,18 g/m2/día, duplicando su número de rosetas (plantas hijas) en siete días (12). Es quizás, la planta vascular acuática mas estudiada desde el punto de vista ecológico y tecnológico (elaboración de productos naturales y el tratamiento de aguas residuales), con el fin, de controlar su excesiva cobertura, que es una consecuencia del uso intensivo de los cuerpos de aguas naturales por el hombre.

Investigaciones recientes, indican que la bora además de ser utilizada para la producción de abono orgánico, biogas y artesanía, también puede ser aprovechada como fuente de alimento animal (1,3,4,5,6,9,11,13,14,16). Sin embargo, a nivel mundial son escasas las informaciones sobre el valor nutritivo de la bora.

En Venezuela, a pesar de que los insectos y la hidrodinámica fluvial controlan naturalmente la excesiva cobertura de la bora, esta produce efectos negativos en embalses, lagunas y caños. Su biomasa (peso fresco) es abundante durante todo el año, la cual podría ser una alternativa de nutrición animal, principalmente, durante la época de sequía cuando el ganado sufre los rigores de la escasez alimenticia, presentando restricciones cualitativa y cuantitativa de nutrientes que perjudican el crecimiento y la producción de leche y de carne. También, se ha especulado sobre la posibilidad de usar la bora como una fuente alimentaria, no solo en animales domésticos sino también en los silvestres. Sin embargo, no hay información sistemátizada al respecto. El presente estudio contiene parte de dicha información. 

MATERIALES Y MÉTODOS 

Las plantas de hora fueron cosechadas, en el mes de noviembre 1995, en la laguna "Castillero (Distrito Cedeño, Edo. Bolivar), planicie de inundación natural del río Orinoco Medio, de aguas permanente, cuyo nivel hídrico depende de la estacionalidad de las lluvias. 

Las muestras fueron separadas por estado de crecimiento: bora tierna (20-30 cm) y bora madura (>30 cm) y fraccionadas en hojas y raíz, respectivamente, para ser introducidas en una estufa a 105°C por 30 min. Posteriormente, se redujo la temperatura a sa°C y se dejaron secar por 72 horas. Las determinaciones analíticas de cada fracción se realizaron en el Laboratorio de Nutrición Animal del Centro de Investigaciones Agropecuarias del Fondo Nacional de Investigaciones Agropecuarias (CENIAP-FONAIAP): El Nitrógeno (N2), Extracto Libre de Nitrógeno (ELN), Proteína Cruda (PC), Cenizas (C), Fibra Cruda (FC), Extracto Etéreo (EE), Fibra Cruda (FC) y Humedad (H) se estimaron por los métodos convencionales (2). El Calcio (Ca), Fósforo (P), Magnesio (Mg), Potasio (K), Flúor (F), Hierro (Fe), Sodio (Na), zinc (Zn) , Cobre (Cu) se determinaron por espectrofotometría de absorción atómica. La Fibra Acido Detergente (FAD), Fibra Detergente Neutra (FDN), Lignina, Silice, Celulosa, Hemicelulosa y taninos fueron estimados por el método Van Soest (15). 

El análisis de la información obtenida se presentó gráficamente en histogramas de frecuencias. La composición química de las fracciones de la bora en diferentes estados de crecimientos se comparó con las de algunos pastos comúnmente usados como forrajes. 

RESULTADOS Y DISCUSIÓN 

En el Gráfico 1 se presenta el análisis proximal de las estructuras de las plantas de bora en diferentes estado de crecimiento. En las hojas de la bora tierna y madura se encontraron porcentajes de ELN (42,13% y 44,85%); PC (10,46% y 6,64%); FC (23,03% y 24,75%) y EE (1,0% y !,06%) respectivamente al ser comparados con los de las raíces. Se observa que los contenidos de ELN, FC y EE fueron superiores en las hojas de la bora madura, mientras que las hojas de las plantas tiernas presentaron las mayores concentraciones de N y PC. La raíz de las plantas de bora tierna presentó el contenido de ceniza y de proteína cruda (PC) superior a la raíz de las plantas maduras (35,8% y 8,54% respectivamente). 

Un forraje se considera de regular y buena calidad cuando el consumo de 2,0 y 2,5% de materia seca, con respecto al peso corporal del animal, tiene un contenido de 7-9% y 9-11% de PC respectivamente (7). De acuerdo con los valores encontrados, las plantas de bora madura podrían ser un forraje de regular calidad mientras que las de bora tierna serían de buena calidad. Sin embargo, no podrían cubrir los requerimientos de PC en algunos animales por lo que es necesario suplementar. La PC limita la producción de leche por vaca cuando sus valores son inferiores al 11 y 12% de la materia seca. Las gallinas reproductoras o ponedoras requieren niveles mínimos de 12-15%; 


mientras que los cerdos en crecimiento-levante, los de ceba y engorde, la marrana antes de ser servida y verracos sementales requieren niveles mínimos de 1416%, 13-14%, 12-13% y 12-13% respectivamente. Los corderos de 5-7 meses de edad necesitan niveles de PC de 12-14% (7). 

Usualmente, hay un alto contenido de fibra en las dietas empleadas en los sistemas de producción de leche, la cual puede constituir una limitante al consumo. sin embargo, en razas lecheras especializadas se recomienda un mínimo de 17% (7). El contenido de FC en las plantas de bora tierna y madura podría mantener producciones de leche adecuadas al potencial productivo de estos animales. Para las gallinas reproductoras o ponedoras y los cerdos que requieren niveles máximos de fibras de 4-5% y 2,5% (7) son bastante altos y podría causar una baja digestibilidad. 

La bora contiene 90-96% de humedad. Para consumo animal deber ser deshidratada hasta los niveles óptimos. En el Gráfico 2 y 3 se señala el análisis mineral de las hojas y raíz de la bora en los dos estados de crecimiento. En las hojas de la bora tierna y madura se encontraron los mayores contenidos de Ca {1,84 % y 1,19%); Mg {1,03% y 1,20%), K {2,44% y 2,63%) y taninos {TAN) {0,12% y 0,07%) respectivamente, observándose que las hojas de la bora madura presentan los mayores porcentajes de Mg y K, mientras que en las hojas de la bora tierna se encontraron contenidos superiores de Ca y TAN.

Las raíces de las plantas de bora tierna y madura presentaron los mayores porcentajes de p (0,23% y 0,22%), Mn (0,88% y 0,29%) y Fe (0,16% y 0,15%) respectivamente. En el Gráfico 3, se observa que en la raíz de las plantas tiernas y maduras se encuentran los mayores valores de Zn (83 ppm y 145 ppm), mientras que el contenido de Cobre (Cu) fue mayor en las hojas de la bora madura (83 ppm). La concentración de Na varió, en las fracciones de los diferentes estados de crecimiento, entre 826 ppm y 843 ppm. 

De acuerdo con los niveles de minerales para los animales (7), las plantas de bora podrían cubrir los requerimientos de Ca, K, Fe, Mn, Mg y Zn para pollas en crecimientos. Pero necesita suplementarse los niveles de Ca y P para los requerimientos de las ponedoras y reproductoras, asimismo, sería para los cerdos. 

En lo que respecta al ganado lechero y los corderos, los niveles de Mg, Na y Ca presentes en las plantas de hora tierna y madura son superiores a los valores reales en la materia seca de la ración. 

En el Gráfico 4 se presenta el análisis estructural de las fracciones de la bora en diferentes estados de crecimiento. El contenido de FND fue mayor en las hojas de la bora tierna y madura, yen las raíces de la bora madura (62,36%; 63,18% y 62,06% respectivamente), mientras que en la raíz de la bora tierna se encontró el menor porcentaje (55,84%) .Todo lo contrario resultó con los porcentajes del FAD, donde las primeras presentaron los menores valores (45,50%; 44,54% y 45,88% respectivamente), mientras que en la segunda el contenido fue mayor (52,85%). La concentración de lignina fue superior en las hojas de las plantas tiernas y maduras (18,24% y 14,87% respectivamente), encontrándose el menor porcentaje en la raíz de los diferentes estados de crecimientos (14,51% y 13,76%). El contenido de celulosa fue mayor en las hojas de la bora tierna y madura (26,55% y 29,39% respectivamente), mientras que el porcentaje de hemicelulosa fue superior en las hojas de las plantas maduras (18,64%), observándose que las concentraciones de las hojas tiernas y las raíces de la bora madura, ligeramente se diferenciaron (16,86% y 16,18% respectivamente). El menor porcentaje de hemicelulosa se encontró en las raíces de la bora tierna (2,99%). 

Aunque, para el ganado lechero del trópico no se conocen los mínimos requerimientos de FND, se considera que los rebaños pueden producir 8 a 15 kg de leche/día con los pastos tropicales cuando el contenido de FND de la dieta es mayor al 36% (7). Las plantas de bora tierna y madura presentan niveles superiores que podrían contribuir a la producción de leche máxima.

En el Cuadro 1 se presenta una comparación de la composición química de las fracciones de la bora en diferentes estados de crecimientos con las de algunos pastos comunrnente utilizados como forrajes. El contenido de PC, Ca y P de la bora, generalmente, es superior a la de los pastos terrestres. La relación Ca/P constituye un importante índice de evaluación nutritiva de las plantas cuando son utilizadas como fuente de alimento. Esta razón debe de estar dentro del rango 0,5 a 2,0 para el crecimiento saludable del animal y no debe ser más de 6,0 (4). Las hojas de la bora tierna y madura presentaron valores muy por encima del rango normal. Sin embargo, en la raíz, está dentro del intervalo óptimo. El contenido de FC en la bora es inferior a la de los pastos terrestres, existiendo la posibilidad de que la primera proporcione un mejor índice de digestibilidad como alimento. Existe una relación inversa entre la digestibilidad y el contenido de fibra cruda (7). La concentración de Cenizas (C) en la bora es elevada, lo que indica un alto contenido de minerales, en comparación con los de los pastos terrestres, principalmente, por el contenido de Fe, Ca y K que podría causar baja aceptabilidad en el ganado (11,14). Asimismo, una disminución en la cantidad de constituyentes orgánicos por unidad de peso (4). Las hojas y raíz de la hora tierna contienen los mayores porcentajes de PC y N2, mientras que las hojas de la hora madura presentaron los mayores contenidos de ELN, FC y EE.

CONCLUSIONES Y  RECOMENDACIONES

  • Las hojas y raíz de la bora tierna contienen los mayores porcentajes de PC y N2, mientras que las hojas de la bora madura presentaron los mayores contenidos de ELN, FC y E

  • En la raíz de la hora tierna y madura se encontró el mayor contenido de Cenizas.

  • El K fue el mineral de mayor porcentaje, tanto en las hojas tiernas y maduras como en la raíz de la hora, seguido del Ca, Mg y el P.

  • Las hojas de la bora, al presentar altos porcentajes de PC, de los elementos estructurales de la pared celular (FND y FAD), del K, Ca y P, y por los bajos contenido de FC, podría ser utilizada como una fuente importante y/o suplementaria de alimento.

  • La bora presenta bajo contenido de taninos, por lo que no causaría problemas de aceptabilidad para el ganado. 

  • Se recomienda realizar análisis de toxicidad de polifenoles y alcaloides en la hora, que pueden afectar la calidad del material

  • Iniciar estudios de aceptabilidad y digestibilidad de la hora como forraje y su efecto en la productividad animal.

RESUMEN

Para evaluar la utilización de la bora tierna y madura como forraje animal, fueron determinadas, a cada una de ellas, la composición proximal, estructural y mineral de las hojas y de la raíz; y se compararon con el contenido nutricional de los forrajes más comunes de la localidad. Las hojas de la bora tierna y madura presentaron porcentajes aceptables de PC, N2 total, EE, ENN, FC, Ca, Mg, K, taninos y celulosa, en el orden de 10,46 y 6,64; 1,68 y 1,06; 1,00 y 1,06; 42,13 y 44,85; 23,03 y 24,75; 1,84 y 1,19; 1,03 y 1,20; 2,44 y 2,63; 0,12 y 0,07; 26,55 y 29,39. En la raíz de la bora tierna y madura se encontraron porcentajes aceptables de PC, cenizas, P, Fe, Mn y Zn, en el orden de 8,54 y 7,58; 35,79 y 27,09; 0,23 y 0,22; 0,16 y 0,15; 0,88 y 0,29; 104,5 y 145 ppm. Tanto en las hojas de la hora tierna y madura, como en la raíz de la hora madura, el porcentaje de la FND fue mayor en el orden de 62,36; 63,18'y 62,06, mientras que en las hojas yen la raíz de la bora tierna se encontró el mayor porcentaje de FAD y el menor porcentaje de hemicelulosa en el orden 52,85 y 2,99. Los porcentajes de lignina en las hojas y raíz de la bora en ambos estados de crecimiento fueron 18,24; 14,51; 14,87 y 13,76 respectivamente. La bora tierna y madura podría ser una fuente importante y/o suplementaria en la alimentación animal al presentar porcentajes aceptables de PC, K, Ca y p y bajo contenido de FC que algunos pastos terrestres forrajeros de la localidad. Se recomienda realizar análisis de toxicidad de polifenoles y alcaloides, asimismo, un estudio sobre la aceptabilidad y digestibilidad de la bora en el ganado. 

Palabras Clave: Eichhornia crassipes, Valor Nutritivo, Forraje 

NUTRITIVE VALUE OF WATER HYACINTH Eichhornia crassipes (MART.) SOLMS IN RELATION TO UTILIZATION AS FORAGE

SUMMARY

 In order to evaluate the utilization of tender and rnature water hyacinth like forage animal, in each one of thern were deterrnined the proxirnate structural and mineral cornposition either the leaves or the root, and they were cornpared with the nutrient contents of the rnost comrnon terrestrial forages as animal feed. Tender and rnature leaves of the water hyacinth presented the highest percentages of crude protein, total nitrogen, ether 246.extract, nitrogen free extract, crude fiber, calciurn, rnagnesiurn, potassiurn, tannins and cellulose, in the order of 10.46 and 6.64; 1.68 and 1.06; 1.00 and 1.06; 42.13 and 44.85; 23.03 and 24.75; 1.84 and 1.19; 1.3 and 1.20; 2.44 and 2.63; 0.12 and 0.07; 26.55 and 29.39. In the root of the tender and mature water hyacinth were found the greatest percentages of ash, manganese and zinc, in the order of 8.54 and 7.58; 35.79 and 27.09; 0.23 and 0.22; 0.16 and 0.15; 0.88 and 0.29; 104.5 and 145 ppm So much in the leaves of the mature water hyacinth like in the root of the mature water hyacinth, the percentage of neutral detergent fiber was major in the order of 45.50; 44.54 and 45.58. While in the leaves and the root of tender water hyacinth was found the greater percentage of fiber acid detergent and the low percentage of hemicellulose in the order of 52.85 and 2.99. The percentage of lignin in the leaves and root of the water hyacinth in both states of growth respectively were 18.24; 14.51; 14.87 and 13.76. The tender and mature water hyacinth could be an important source and for supplementary in the feeding animal upon presenting acceptable percentages of crude protein, potassium, calcium, phosphorus and crude fiber low content that some terrestrial roughages commonly used as animal feed. It was recommend to carryout analysis of toxic compunds as poliphenoles and alkaloids, also a study on the palatability and digestibility of the water hyacint for the better animal productivity. 


Key Words: Eichhornia crassipes, Composition, Forage 


BIBLIOGRAFIA 

  1. ANON. Making aquatic waads usaful: Soma parspactiva for davaloping countrias. National Acadamy of Sciancia, Washington,D.C., 175 pp.1984.

  2.  AOAC. O!!icial methods o! analysis (14th Ed.). Association o! O!!icial Analytical Chemist (Horwitz, W. De.), Washington, D.C. 1984.

  3. BALDWIN, A. J., J. F. HENTGES, Jr., L. O. BAGNALL y R. L.SHIRLEY. Comparison of pangolagrass and water hyacinth silages as diet !or sheep. J. Anim. Sci., 40(5):968-971. 1975. 

  4. BANERJEE, A. y S. MATAY. Composition of Indian aquatic plants in relation to utilization as animal forage. J. Aquat. Plant Manage., 28:69-209.73. 1990. 

  5. BOYD, C. E. The nutritive value of three species of water weeds. Econ. Bot.. 23 (2):123127.1969. 

  6. CHHIBBAR; S. S. y G. D. SINGH. Paddy straw and water hyacinth silage. Indian Farro., 1:2432.1979. 

  7. GONZALEZ N., W. Alimentación animal. Ed.. América, C.A. 1° Ed. 439 pp. 1990. 

  8. GUZMAN P., J. E. Ensilaje y henificación en el trópico. Espasande S.R.L. Ed. 10 Ed. 319 pp. 1988. 

  9. LOOSLI, J.K., R.P. BELMONTE, V. VILLEGAS y E. CRUZ. The digestibility o! water hyacinth (Eichhornia crassipes) silage by sheep. Philip. Agricult., 37 (50):146-149. 1953. 

  10. PLASSE, o. y R. SALOM. Ganaderia de carne en Venezuela. oieter Plasse-Rafael SalomEd.. 2° Ed. 1° Reimpresión corregida-ampliada. 433 pp. 1985. 

  11. POLPRASERT, C. Organic waste recycling. John Wiley & Sons. 357 pp. 1989. RODRIGUEZ R., J. C. Harvesting and drying hyacinths the natural way. Aquaphyte, 14 (2):4. 1994.

  12. SAINT-PAUL, U., U. WERDER y A. S. TEIXEIRA. Use of waterhyacinth in feeding tria1s with Matrincha (Brycon sp.}. J. Aquat. P1ant Manage., 19:18-22. 1981.

  13. STEPHEN, E.L., J.F. EASLEY, R.L. SHIRLEY y J.F. HENTGES, Jr. Availability of nutrients mineral elements and potential toxicants in aquatic plant diets fed steers. Proc. Soil and Crop. Sci. Soc. Fl., 32: 30-32.1973.]

  14. VAN SOEST, P.J. ruminants. 1982. Nutritional ecology o.& B. Books, Inc. of the 371 pp. 

  15. WOLVERTON, B.C. y R.C. McDONALD. Nutrition Composition o! water hyacinths grown on domestic sewage. Econ. Bot., 32(4):363239.1978.


^

Zootecnia Tropical > Sumario de la Colección > Volumen 15